viernes, julio 14, 2017

Historias de animales - La siamesa baja por las escaleras

L’image contient peut-être : chat et intérieur

No sé si se acuerdan de aquella gata siamesa mía que me ha causado uno que otro brote psicótico, por ejemplo, por meterse (y quedar encerrada) en una casilla de la terraza durante dos días y salir cuando yo ya había empapelado el barrio con carteles de su búsqueda, o también por meterse en el lavarropas entre la ropa sucia y salir un segundo antes de que yo cerrara la puerta de la misma para lavar... pues bien, ha atacado de nuevo.

Se fue por las escaleras, alegremente. Un buen señor, 3 pisos más abajo, la llevó a su casa sin sospechar que entre sus manos tenía a la sobrina nieta de Satanás.
Al llegar a la casa nomás, la gata ya le hizo un tatuaje en su antebrazo como para que recuerde. Mientras tanto yo, como estoy bajo su poder hipnótico, pegaba los carteles típicos de "Se me perdió esta dulce gatita..."

Muy temprano recibí una llamada. Una voz femenina me contó que estaba en su casa, le dije "Ud es un ángel, señora, gracias" y otras cosas así. Me saco la muñequera que uso cuando estoy delante de la compu y salí volando.
Cuando toqué la puerta me atendió la "señora" que no era otro que este buen señor cuya voz no reflejaba tanto su personalidad. "Disculpe, es que mi teléfono anda mal y afina todas las voces... " o sea, lo que le habrán dicho cientos antes que yo.
Así empezamos.


Entré a una casa impecable, limpísima y ordenadísima. Gata bajo la cama. Me dice el Sr: "yo tengo otro gato que es un buenazo, pero ella le bufa"
Gata empecinada en no salir, ni siquiera reconociéndome.
Agachado y tratando de convencer a la gata con mis mimitos verbales, de pronto veo que el Sr. trata de empujar a la gata con un escobillón.
Grave error: la gata tiene pánico a las escobas, cepillos y escobillones.
Comienzo de la batalla. 

Media hora después, la cama estaba contra la pared, el colchón tirado sobre unos muebles, la almohada en el piso sobre la comida de la gata, y la gata escondida en el baño.
Guerra de toalla contra gata en el baño. Arañazo de la gata... dónde? donde un rato antes tenía la muñequera. Como si supiera, la desgraciada.
Se había parapetado entre la bañera y el bidet, desde donde funcionaba como francotiradora. Si en algún momento pensé en dejársela al Sr. por un dia más en el dormitorio, hasta que se tranquilizara, en el baño se me esfumaron las esperanzas porque sometería al hombre a un riesgo sanitario cierto. ¿Quién se va a sentar despreocupadamente en un bidet con semejante amenaza???


Finalmente gata envuelta en la toalla, subiendo las escaleras pero la muy McGiver se escapa. Y aprendí algo: en pánico, los gatos tienden a bajar, no a subir. Debe ser algo evolutivo, buscar el suelo para escapar.
Segunda fase de la batalla, evitando el descenso de la gata de sus árboles originarios con peligro cierto de caída por las ramas/escaleras para el primate con toalla.

Gata entoallada II. Entramos a casa. Reconoce todo de inmediato. En 15 segundos, calma. En 2 minutos, tirada en la cama como si nunca hubiera pasado nada. Mientras me lavaba la herida en el baño, cosa de 5 minutos más, la gata ya estaba panza arriba y los ojos en nirvana.

No creo que el vecino vuelva a rescatar un gato más en su vida. Peor para él. Nunca conocerá los placeres de la sumisión incondicional a estos bichos malvados.

viernes, julio 07, 2017

La mirada de Radha



Parte de un diálogo 


Silvia, la mirada de Radha fue heredada directamente de Rajagopal, si te fijás bien. La niña ya venía empaquetada con esa impermeabilidad a lo sagrado que demostraría más tarde.
Sin embargo, me parece que cumplió una función única, que también fue cumplida por Rahula, el hijo del Buddha: demostrar que ni siquiera ser el hijo o ser el niño criado por un Avatar garantiza la iluminación.
No importa que te pases la infancia acunado por Krishnamurti mismo: eso por sí sólo no va a adelantar tu salida de la corriente ni un mm. Incluso hasta puede ser peor.

Y esa lección de vida es invalorable, porque desarma posibles futuras derivaciones devocionales hacia K al estilo de lo que pasó con el Buddha.

El Buddha en Nepal no es el Buddha de los sermones, es el Buddha caricaturesco al que se le piden cosas. K podría terminar igual. Pero viendo el caso Radha, bien podemos dudar de la capacidad iluminadora de la presencia de K... XD

Entonces todo queda en la propia responsabilidad, sin bastones de ningún tipo. Y lo mismo de Radha se aplica a Rosalind, Rajagopal, los hermanos y sobrinos de K, etc... ellos no fueron especialmente favorecidos por la mayor vecindad de K, que sepamos.

De haber sido la presencia de K tan determinante en la iluminación de las personas, todo el tema hubiera sido extremadamente injusto ya que entonces habría venido para el puñado de personas que le rodearon en vida, y no para los miles de millones del futuro.

Pero por suerte, no es así.


La diferencia clave entre la educación liberal y la educación socialista



Parte de una respuesta sobre el tema de la educación liberal y socialista.


La visión liberal se suele asociar al egoísmo mientras que el comunismo (tomado como acción en función de la sociedad más que en uno mismo) como generosidad impersonal... pero no tiene por qué ser así, necesariamente. Mas bien al contrario: la deriva que han tenido los varios movimientos socialistas/comunistas han demostrado una y otra vez la tendencia crónica a la centralización de todo tipo: económica, política, egocéntrica, sea en líderes o en países, incluso en razas (recordemos que el fascismo-nazismo eran "socialistas" en su origen) mientras que el liberalismo ha tenido derivas que terminaron en sociedades ampliamente igualitarias con el extremo consabido de Suiza, país en el cual una gran parte de la población ni siquiera sabe quién es el actual presidente!!!

El tema, creo yo, surge precisamente en las escuelas, en la educación de uno y otro sistema. El sistema liberal enseñará al niño a respetar al máximo la libertad personal propia y del otro (lo cual suele ser tachado de "egoísmo" por la izquierda) mientras que el sistema socialista EXIGIRÁ que el otro asuma posiciones inegoístas, así lo sienta él o no.

Esa primera intromisión en la vida del otro tiene luego consecuencias en todos los sentidos.... ya es violencia en sí misma, y entonces, ¿que cabe esperar a futuro?
Pues más intromisión, control, y todo eso requiere y suele terminar en un gran poder centralizado que avasalla a la comunidad. O sea, lo que hemos visto en la práctica totalidad de los países comunistas.

Mientras tanto, el niño educado en el respeto por las libertades de los demás podrá ser el jefe de una corporación enorme, pero si mantiene esos principios de respeto a nivel personal y empresarial (algo mucho más común de lo que se cree) finalmente esas "centralizaciones económicas" terminan siendo fuente de más libertades en muchos ámbitos: políticos, empresariales, etc.